¡Auf Wiedersehen, Ramón! Por Luis Rubén Maldonado Alvídrez

:ULTIMALETRA ES IMAGEN:.

Por Luis Rubén Maldonado Alvídrez
Por Luis Rubén Maldonado Alvídrez

“Cuando el día se parte en dos, luminosa naranja de veinticuatro gajos dice Don Octavio Paz. Que gusto, que placer estar con usted…” Así comenzaba cada medio día para muchos chihuahuenses que encendían su radio justo cuando la delgada línea de la mañana se desvanecía y comenzaba la tarde en voz de Ramón Gerónimo Olvera en su programa “Intendere”.

 

Su espacio radiofónico era un oasis para quienes la política es una actividad poco agradable.  Sin duda se convirtió en el espacio cultural líder de la radio chihuahuense. No existe ningún otro que llegue al nivel al que nos tenía acostumbrados el popular escritor y catedrático de la Facultad de Filosofía y Letras.

 

Este oasis cultural que se inició transmisiones por el 760 de AM para después escucharse por el 102.5 de FM, me recibía cotidianamente para opinar, polemizar y hasta entrevistar a personajes poco comunes en la radio chihuahuense.

 

El pasado 28 de agosto Olvera cerró el capítulo de esta etapa de su vida en los medios de comunicación, acompañado de Juan Enrique López, Javier Contreras Orozco, el alcalde Javier Garfio, Margarita Jiménez de Sandoval y un montón de colaboradores y amigos del maestro Olvera que se hicieron presentes vía telefónica o en vivo y a todo color.

 

Al lado de Ramón Gerónimo tuve la oportunidad de realizar entrevistas memorables, mismas que fueron reproducidas generosamente por El Heraldo de Chihuahua, gracias a su director.

 

Recuerdo en particular algunas. Especialmente aquellas que, a finales de 2012, donde tuvimos una racha sensacional: comenzamos teniendo en vivo y a todo color en cabina a la fabulosa y talentosísima escritora mexicana, Mónica Lavín con quien charlamos de la edición de ese año de la Feria del Libro, de sus obras más recientes y de Víctor Hugo Rascón Banda, quien le presentó una gran novela de su autoría titulada “Café Cortado” (la cual está muy buena, por cierto).

 

Previo a la presentación de su libro, Ramón recibió en la cabina a mi abuelo Ramiro Alvídrez quien promocionaba el libro de sus memorias. Esa fue particularmente especial; primero porque al papá de Ramón y a mi abuelo los unió una amistad sólida. Segundo porque me permitió entrevistarlo (lo cual nunca había hecho).

 

Posteriormente, previo a las elecciones presidenciales de los Estados Unidos, enlazamos vía telefónica a la pionera del marketing político en México y experta consultora política, Gisela Rubach. Charlamos sobre la elección, el comparativo obligado con la campaña de 2008, la importancia del tema Latinoamérica en la agenda gringa y las relaciones con México. Una charla de alto nivel, inédita en la radio chihuahuense.

 

Otra hecho histórico para Intendere y la radio local, lo marcó aquella que le hicimos una muy guadalupana mañana de diciembre al matador de toros legendario: Manolo Mejía a unos días de haberse retirado para siempre de los ruedos. En aquella ocasión teníamos casa llena: en primera base, el Robocop de la Cultura, el antropólogo Marco Gutiérrez; en segunda base estaba su servidor y en home, el mismísimo Ramón Gerónimo. El buen Manolo nos dedicó toda una hora para hacer retrospectiva de su carrera y para narrar, paso a paso, su última tarde frente al toro en su queridísima Plaza México. La misma también fue publicada en este rotativo a finales del 2012.

 

Fueron muchos los políticos y personalidades de la cultura local y nacional que desfilaron en la etapa de Intendere que condujo Ramón Gerónimo Olvera y en la cual estuve, gracias a su permanente y generosa invitación, presente.

 

La verdad era un deleite poder compartir el micrófono con absoluta libertad justo al mediodía con un chihuahuense enamorado de su tierra y comprometido con la cultura.

 

Gracias, Ramón por compartir conmigo esta etapa tan divertida y polémica de Intendere.

 

Hoy que el cine mexicano ha puesto de moda tu nombre al lado de expresiones en alemán, hago mi despedida pública, llena de agradecimiento a un talentoso amigo que deja temporalmente la radio: ¡Auf Wiedersehen, Ramón!

 

ULTIMALETRA

Con profundo pesar me solidarizo con la familia de Mario González Lardizábal. A su hijos, esposa y hermanos, mis oraciones.

luisruben@plandevuelo.mx

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here