EN PLAN DE VUELO

Por Fabiola Lara García

 

Actualmente la Ley del Instituto Mexicano del Seguro Social establece el acceso prácticamente inmediato de las esposas viudas a la pensión por este rubro, no obstante en tratándose del varón, la pensión por viudez se encuentra condicionada a acreditar que el cónyuge se encuentra totalmente imposibilitado para laborar o bien, que dependía económicamente de su difunta esposa.

Claro ejemplo de discriminación, toda vez que tratándose de mujeres no existe traba alguna empero, para los varones, menester era acreditar la imposibilidad de trabajar o la dependencia económica.

Ante tal situación,  la semana pasada, la Suprema Corte de la Justicia de la Nación, a través de su Segunda Sala, otorgó el amparo a un hombre a quien  el IMSS le había negado la pensión de viudez, ya que no había acreditado la incapacidad laboral o la dependencia económica. Ante esta negativa de la autoridad, el viudo promovió diverso amparo alegando que, con la negativa del IMSS se le estaba trastocando el artículo 4 constitucional, toda vez que éste contempla la igualdad entre varones y mujeres, por lo que la Ley del Seguro Social estaba haciendo una clara distinción de género, en trato y preferencia para el otorgamiento de la pensión de viudez.

En este tenor, al resolverse finalmente dicho amparo, ante nuestro máximo tribunal, este consideró que la norma del Seguro Social por la cual la mujer tiene más consideraciones en el otorgamiento de una pensión por viudez es inconstitucional. Ya que sólo reproduce estereotipos de género que evitan que las mujeres y los hombres salgan de los roles tradicionales que se les han impuesto y discriminan directamente a los varones, asimismo, la condición fijada por el IMSS, implica ignorar que una de las finalidades de esas aportaciones es garantizar la subsistencia de los beneficiarios —ya sean hombres o mujeres— de los trabajadores después de su muerte

Dicha resolución de la Corte establece un precedente importantísimo en la lucha por la real materialización de la justicia con perspectiva de género y la igualdad, ya que en varias ocasiones se estima que esta perspectiva es únicamente para beneficio de las féminas, soslayando los derechos de los varones.

Ahora bien, esperemos que nuestro Congreso de la Unión considere esta resolución para hacer lo propio y entrar al estudio y correspondiente de una reforma a la Ley del Seguro Social y no que espere a que todos los viudos promuevan el amparo par logra el reconocimiento y cabal respecto del derecho a la igualdad.

Por otra parte, y como dice el refrán: “cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”, este precedente también debe poner en alerta a los congresos locales, ya que en varios estados el acceso al servicio médico, continúa siendo discriminatorio; esto es, la mujer no puede afiliar a su cónyuge o concubino. Por lo contrario, si el derechohabiente es el hombre, ipso facto se afilia a la mujer.

Esto es otro claro ejemplo de discriminación que los congresos locales no deben olvidar, máxime con ese criterio emitido por nuestra Suprema Corte.

Corolario de lo anterior, imprescindible es considerar que en la mayoría de las ocasiones estas pensiones de viudez son solicitadas por personas mayores o de la tercera edad, por tanto y en aras de respetar la vulnerabilidad del grupo que representan, estimo urgente que los legisladores realicen las reformas necesarias para evitar este tipo de leyes discriminatorias y violatorias tanto del derecho a la igualdad como a los derechos de las personas adultas mayores.

 

Urge legislar en la materia.

 

ESCALAS

  1. Agradecida con todas sus opiniones y comentarios  mi correo: fabiola@plandevuelo.mx
  2. Le invito a que me siga escuchando los lunes y miércoles a las 9 de la noche en Plan de Vuelo, a través del 102.5FM de su radio.