.:ULTIMALETRA ES IMAGEN:.

Por Luis Rubén Maldonado Alvídrez

Aunque usted no lo crea, en el Movimiento de Regeneración Nacional son capaces de decir “sí”. Increíble, pero cierto. Dado en el contexto en el que se manejan los militantes de ese partido en Chihuahua: todos saben que es lo que no quieren, pero no tienen idea de lo que sí quieren. 

 

Si no es idea de ellos, la respuesta será una negativa tajante e irracional, llena de calificativos obscenos. No importa que la propuesta implique un beneficio para la gente, al menos en Chihuahua, los de Morena, prefieren tener la razón, que lograr un beneficio para el pueblo que llevó a su tlatoani a ocupar Palacio Nacional. 

 

Pero, existen militantes de Morena pensantes, con seriedad y responsabilidad para gobernar y que deciden dar el sí a un gran proyecto como lo es la modernización del alumbrado público. 

 

En una primera etapa ya se han cambiado 18,500 luminarias bajo el esquema de concesión, como resultado de un proceso de licitación pública en el cual participaron 25 empresas y, por supuesto, el ataque político y las descalificaciones se hicieron presentes. “Es un proceso muy viciado a nivel nacional”, me confesaron. 

 

Además de colocar casi 19 mil luminarias, el proyecto se va a pagar hasta el 2021 con flujo de pagos uniforme hasta el fin de la actual administración municipal. 

 

Lo anterior no ha ocurrido en Chihuahua, donde gobierna Maru Campos. 

 

El caso mencionado líneas arriba es en la hermosa ciudad de Morelia, capital de Michoacán, en la que gobierna Raúl Morón Orozco, quien ganó la elección con las siglas de Morena. 

 

Tuve la oportunidad de entrevistar en mi programa de radio a Gabriel Prado Fernández, secretario de administración del ayuntamiento moreliano, quien me reveló algunos detalles del proyecto de “Juntos Iluminando Morelia”, los cuales usted pudo leer líneas arriba. 

 

Pero las revelaciones no terminaron ahí. El afán de la entrevista era conocer sobre el proceso administrativo para consolidar este proyecto y su materialización en la capital michoacana. El secretario de administración, a pregunta mía, decidió dar algunas recomendaciones al ayuntamiento de Chihuahua, basado en la propia experiencia, que comenzó en febrero de este año: 

 

“La mayoría de las empresas nos decían que todo iba a ser gratuito, que todo se iba a pagar con los ahorros generados por la nueva iluminación. Pero, cuando analizamos a fondo cada propuesta, nos dimos cuenta de que no es cierto. Lo que les puedo decir es que tengan mucho cuidado en el proceso de licitación”, reveló Prado Fernández. 

 

Continuó con detalles del caso Guadalajara, que fue mediante Asociación Público-Privada, esquema no funcionó en la perla tapatía, de acuerdo con el funcionario moreliano porque, “el municipio acabó haciendo todo”.  Y explicó que por eso el modelo de concesión es el mejor, aunque sugirió algunos candados.

 

“Hasta el día de hoy hemos colocado 18,500 luminarias en una primera etapa, se piensa prolongar el contrato y pagar hasta el 2021 con flujo de pagos uniforme durante toda la administración. Fuimos muy cuidadosos en la licitación pública y nos asesoramos del Programa de Ahorro de Energía del Sector Eléctrico (PAESE) de la Comisión Federal de Electricidad y buscamos tener los estándares de la mejor calidad de acuerdo con la Norma Oficial Mexicana. Todo eso quedó estipulado, además de otros candados como que las empresas a participar en la licitación tuvieran un capital contable de mínimo 75 millones de pesos y dejaran el 1% de lámparas en garantía, para pagar solamente lo que van colocando y que tuvieran en su curriculum, al menos tres contratos exitosos en la república; esto para que llegaran empresas serias”, agregó el funcionario. 

 

Le pregunté por el ingrediente político. Confesó que hubo dimes y diretes de todo tipo, especialmente acusaciones de que tanto candado en la licitación era porque ya tenían una empresa en la mira, “nos acusaron de que la licitación estaba dirigida porque la que cuidamos tanto, para evitar que llegara una empresa improvisada y algunos comenzaron a descalificar”, comentó. 

 

¿Qué otras recomendaciones le dan al ayuntamiento de Chihuahua que pretende materializar este proyecto?

 

“Que se animen. Que no se dejen engañar. Mucha gente que quiere el negocio fácil y te va a ofrecer las perlas de la virgen. Vean el ejemplo de Morelia, hicimos las cosas correctamente; claro que habrá presión política, pero vean a Morelia que es un caso de éxito, que supo aguantar las presiones porque hicimos las cosas bien. El proyecto bien vale la pena”, finalizó Gabriel Prado Fernández, secretario de administración del ayuntamiento de Morelia, Michoacán.

 

Morena dijo sí a la modernización del alumbrado público y esta semana presumieron en sus redes sociales que han alcanzado las 20,000 sustituidas en Morelia. 

 

Algo no cuadra. En Morelia, Morena dice sí a un alumbrado público moderno y eficiente. No entiendo porqué en Chihuahua se oponen a tener calles iluminadas y, por ende, más seguras. 

 

¿O será que hacen su berrinche para que el proyecto quede en manos de algún compadre del presidente López Obrador? 

 

 

ULTIMALETRA 

En Tepic, Nayarit la modernización del alumbrado fue posible de mano de un gobierno emanado de la alianza PAN-PRD, que tuvo sus obstáculos, mismos que fueron superados. 

luisruben@plandevuelo.mx