Y los chairos aplauden como focas

.:ULTIMALETRA ES IMAGEN:.

Por Luis Rubén Maldonado Alvídrez

A casi tres meses de gobierno, Andrés Manuel López Obrador continúa estando en el centro de la polémica, lugar que no le es ajeno y que disfruta ampliamente. Su estrategia de comunicación gubernamental descansa casi totalmente en su ya célebre conferencia de prensa matutina, también resumida como “la mañanera”.

 

Los medios establecidos en la Ciudad de México no enviaban a sus mejores reporteros a cubrir la fuente presidencial porque no había mucho que cubrir. 

 

Hasta que llegó AMLO. 

 

El presidente se toma en serio sus conferencias mañaneras, en las que se pone al frente, agarra al toro por los cuernos, con toda la voluntad a defender sus proyectos, ideas y argumentos para gobernar, de tú a tú con los periodistas desde el campo de batalla.

 

El presidente parece estar renovando el modelo ruso de propaganda, en el cual la primera gran invasión fue en los medios de comunicación al triunfo de la revolución bolchevique, al apoderarse del control absoluto de ellos. Con AMLO la cosa es parecida. Lo que cambian son los métodos. 

 

Mientras Lenin en 1917 decretó el monopolio estatal sobre la propaganda, aquí Andrés Manuel ha literalmente secuestrado todos los espacios posibles en medios de comunicación digitales, electrónicos e impresos con sus eternas conferencias de prensa, que ya están siendo transmitidas por la radio pública en el Valle de México como en las mejores prácticas rusas y venezolanas: AMLO todo el día, en todos lados, sin pausa alguna.  

 

Todos los días AMLO está presente en todos lados; pantallas chicas, grandes o medianas, el controla la narrativa y le gusta marcar la agenda política y que ésta gire en torno a él; es decir, quiere ser el dueño absoluto de la conversación.

 

En un futuro no muy lejano, la visión del presidente, tendrá más presencia que nunca en todos los espacios y será lo único que veamos en los medios; la única posibilidad de futuro será la que AMLO nos diga en sus conferencias de prensa. 

 

A casi tres meses de mandato, AMLO señala, lincha e insulta en sus conferencias de prensa mañaneras, con esa sonrisa que presume con petulancia el retorcido control absoluto que tiene sobre el poder legislativo y dará la batalla para debilitar a los medios de comunicación, a la sociedad civil y cualquier espacio de gobierno que no tenga bajo su control. 

 

La estrategia de comunicación de AMLO, desde sus conferencias de prensa mañaneras son una presunción del control casi total que tiene sobre el Estado mexicano. 

 

Los medios, ante esta situación de comunicación que cada vez parece más soviética, tenemos la obligación de hacer un escrutinio y ser más creativos para romper el cerco informativo, el secuestro de la agenda que hace diariamente López Obrador.

 

Y así, mientras AMLO polariza, lincha y señala, debilitando la democracia mexicana, ante las miradas atónitas de una oposición aún aturdida por la derrota y fragmentada que no puede ser rival, mientras los chairos en apoyo masivo para AMLO, aplauden extasiados, felices, mecánicamente, como focas con gorrito, pelota de playa y por supuesto, su emparedado de jamón serrano y whisky en lata, porque ellos no serán como el PRI que sólo les daba un lonche y una soda. Ellos ya son fifís. 

 

Es su turno de desaparecer programas sociales y gastarlos en la gran colectividad que integra la chairiza, para que sigan aplaudiendo en automático cualquier acción o gesto de AMLO, sin importar las consecuencias. 

 

 

 

ULTIMALETRA 

La diputada Rosa Isela Gaytán del PRI doblegó a Miguel Ángel Colunga, coordinador de MORENA en el congreso local al forzarlo a devolver la camioneta que le asignó el congreso por ser el pastor de los legisladores de MORENA. Dicen que casi llora al entregar las llaves, puesto que ya disfrutaba las ventajas de ser un diputado fifí.  

luisruben@plandevuelo.mx

1 COMMENT

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here